INTERVENCIÓN PSICOLÓGICA

VIOLENCIA DE GÉNERO EN LA PAREJA

Con adultas que experimentan o han experimentado violencia de género en la pareja.

La violencia de género, no sólo es un problema social, sino un problema de salud pública por el impacto de sus consecuencias en la salud de las mujeres: depresión, ansiedad, trastorno por estrés postraumático, ataques de pánico, insomnio, problemas sexuales y reproductivos, jaquecas, fibromialgia, dolor crónico, fatiga, o dificultades de atención y concentración, entre otras. Este desgaste, junto con las diferentes circunstancias personales que las mujeres pueden sufrir, dificulta su autonomía e independencia, “viendo” la realidad a través de los ojos de su maltratador, percibiendo como complicada su salida y supervivencia   fuera   de   la   relación.   Una   vez   fuera,   suelen   arrastrar   los problemas  de  salud   derivados.  De  ahí,  la   importancia  de  recibir atención especializada.

Además,   la   relación   madre-hijos/as   también   puede   verse   afectada   como consecuencia de la situación vivida y las secuelas experimentadas en ambos. Los y las menores también sufren la situación vivida y necesitan recuperarse de ella.

Por su parte, el entorno más inmediato, familiares y amistades, suelen ser testigos en primera línea de la situación y en muchas ocasiones necesitan ayuda para saber cómo actuar.

Por todo ello desde iguala ofrecemos:

  • Asesoramiento y orientación a familiares y amistades:

En ocasiones, las amistades y familia somos conscientes del deterioro de la persona afectada sin que esta lo asocie a la situación vivida, especialmente cuando se trata de violencia psicológica en la pareja. Es una situación muy angustiante.

Por ello, ofrecemos asesoramiento y orientación sobre cómo actuar y motivar que la persona afectada reciba atención especializada.

  • Atención psicológica y social a mujeres:

Desde iguala proporcionamos atención psicosocial continuada dirigida a fortalecer la salud psicológica, social y física de las mujeres, y recuperar su autonomía, y capacidad de toma de decisiones, incluyendo si es necesario el diseño de itinerarios socio-laborales individualizados.

  • Atención psicológica a hijos e hijas:

Este servicio será prestado por psicólogas con formación especializada en intervención infanto-juvenil. El objetivo general de la intervención con los hijos y las hijas de víctimas de violencia de género es reducir los problemas de salud psicológica, social y física derivados de la exposición a la situación de violencia en el ámbito familiar y establecer/recuperar/reforzar los lazos   afectivos y relacionales con las madres.

Con adolescentes y jóvenes que experimentan violencia de género en la pareja

Vivimos en un momento histórico en el que chocan dos realidades: la igualdad (legal) y los numerosos casos de violencia de género en la adolescencia. Esta incredulidad se convierte rápidamente en una preocupación extrema cuando conocemos que una hija está siendo víctima de violencia de género. Recibir orientación y asesoramiento especializado sobre cómo actuar puede resultar muy útil para tener un mayor control sobre la situación. La violencia de género en la adolescencia presenta unas características diferenciadoras de la de la edad adulta que deben ser tenidas en cuenta a la hora de orientar e intervenir.

En estos casos ofrecemos:

  • Asesoramiento a familiares y amistades (folleto)
  • Intervención con la adolescente
  • Coordinación con el/los centros educativos

Tanto si el agresor pertenece al mismo centro educativo o no, resulta muy positivo   coordinar   acciones   con   el   centro   educativo   de   las   chicas   para complementar   y   reforzar   nuestras   intervenciones.   Además   ofrecemos asesoramiento a los centros sobre cómo actuar, qué medidas implementar y cómo lograr que el grupo de amigos y amigas sepan actuar y se conviertan en un pilar de apoyo fundamental para las chicas del que los agresores no logran desprenderse para aislarlas.

VIOLENCIA DE GÉNERO FUERA DE LA PAREJA

Con adultas y menores que han sufrido agresiones sexuales

En los últimos años, han sido numerosos los casos de agresiones sexuales hacia mujeres que se han convertido en noticia por la repercusión social que han generado. En 2018, las denuncias por agresiones sexuales, abuso sexual y contra la libertad sexual se incrementaron un 23% con respecto a 2017. De todas ellas, el 47% se realizaron por chicas menores de edad. Debido a las consecuencias físicas, psicológicas y sociales que pueden derivarse tras haber sufrido este tipo de situaciones traumáticas, la asistencia terapéutica resulta crucial para la rehabilitación de las víctimas y de su enterno.

En estos casos ofrecemos:

  • Intervención con la persona afectada

Desde iguala proporcionamos atención psicológica continuada dirigida a fortalecer la salud psicológica, física y social de las mujeres, y recuperar su día a día. Según el caso se pueden diseñar itinerarios socio-laborales individualizados.

  • Asesoramiento a familiares y amistades

La familia y amistades también son víctimas indirectas, puesto que ven cómo la vida de sus hijas ha sufrido un fuerte impacto y por los temores a cómo repercutirá en su futuro. En este sentido, ofrecemos atención, asesoramiento y orientación sobre cómo actuar y, en los casos necesarios, sobre cómo motivar que la persona afectada reciba atención especializada.

Mujer deprimida
hiding-1209131_1920
Young stressed woman listening psychologist's analysis